Grateful Dead


La historia de la banda norteamericana Grateful Dead comienza con Jerry García, que comenzó a tocar la guitarra a los 15 años. Dos años más tarde, tocaba con Bob Weir y Ron McKernan, en una banda llamada Mother McCree's Uptown Jug Champions. En 1965, el grupo fue renombrado, pasando a denominarse The Warlocks, incluyendo Phil Lesh (bajo) y Bill Kreutzmann (batería). A finales de ese año, cambiaron el nombre a Grateful Dead, nombre retirado de una oración egipcia. Gracias a sus numerosos conciertos gratuitos, el grupo ganó alguna popularidad local. En el año 1966, las sesiones fueron un desastre y la editorial prescindió de la banda. Al año siguiente, lanzaron el primer álbum por Warner, de título homónimo, un registro que falló, no consiguiendo captar la esencia de sus espectáculos en vivo.

En 1968, graban el segundo disco Anthem Of The Sun, contando con la colaboración de un segundo baterista, Mickey Hart. El disco fue más exitoso que el anterior en el intento de conseguir el sonido informal de los Grateful Dead. Hicieron otro intento, al año siguiente, con Aoxomoxoa. Sin embargo, las largas sesiones experimentales en el estudio trajeron a la banda una deuda de 100.000 dólares a la editorial. Para hacer frente a la situación, resolvieron grabar un álbum en vivo, editado en 1969, con el título Live / Dead. Sólo entonces lograron captar la verdadera esencia de su sonido improvisado y psicodélico.

En el año 1970, grabaron dos álbumes clásicos, Workingman's Dead y American Beauty. Estos trabajos serían la base del repertorio en vivo de los espectáculos siguientes, incluyendo sus temas más populares, como por ejemplo "Uncle John's Band", "Casey Jones", "Sugar Magnolia" y "Truckin".
A pesar de que la popularidad de la banda ha aumentado considerablemente y el tiempo dedicado a los Grateful Dead en la programación de las radios se ha multiplicado, la banda continuó siendo esencialmente un grupo de escenario. Así, ocupaban la mayor parte del tiempo en digresiones, ahora a escala mundial. Se convirtió entonces en famoso el culto Deadheads, la legión de fans de la banda, consumidores de drogas, cuya extravagancia marcaba las zonas de concierto más que la propia música de la banda.

Estas digresiones se caracterizaban por las enormes caravanas de Deadheads, largos conciertos, plenos de improvisación, y esporádicas incursiones por el estudio para grabar, siempre sin gran éxito comercial. Sin embargo, mantenían una reputación inquebrantable, incluso por las innumerables participaciones en conciertos de solidaridad.

Después de períodos conturbados, marcados por su drogodependencia, la banda regresa en fuerza en 1987, con el álbum In the Dark, que contenía su mayor éxito de siempre, "Touch of Grey", el primer tema a alcanzar el top ten. De repente, la banda conquistó espacio en MTV y el culto Deadhead ganó nuevos adherentes, con otro tipo de comportamiento. La audiencia de los espectáculos se volvió más violenta, llevando a algunas situaciones de implicación con fuerzas policiales.

En 1986, los problemas con las drogas habían llevado a García al estado de coma y colocaron varias reservas en la continuidad de la banda. Sin embargo, el grupo continuó actuando, más que nunca, incluso en una serie de espectáculos con Bob Dylan, editados en disco con el titulo Dylan & Dead. Se siguió el último esfuerzo de estudio de la banda, Built To Last (1989). En ese año, murieron dos fans de la banda, uno, tras una fractura del cuello, en las inmediaciones del espacio del concierto, el otro, por sobredosis de LSD.

A pesar de una larga carrera, marcada por la muerte de varios miembros (McKernan murió en 1970, así como los dos substitutos que siguieron y que murieron en 1980 y 1990, respectivamente), la muerte del gran mentor de la banda, Jerry García, en 1995 , marca el final del proyecto. Los demás miembros emprendieron varios proyectos, siempre imbuidos del mismo espíritu.

Pero el legado de los Grateful Dead no terminó: las giras, la improvisación, los largos conciertos y un enorme número de seguidores siguen presentes en bandas como Dave Matthew's Band o Phish, que rápidamente ocuparon el lugar dejado vacante por los Grateful Dead. Los embajadores de la música psicodélica e improvisada, orbitando muy lejos del circuito comercial, ganaron su lugar en la historia. Texto: Infopedia.






















 photo Descargas7.gif

Contraseña
ermuko


Entradas populares de este blog

Accept

Queen

Cream